Skip to content

TRP

Just another WordPress.com weblog

El número uno del mundo Rafael Nadal se convirtió el domingo en el primer español que gana el título en el Abierto de Australia de tenis, al vencer al suizo Roger Federer en una épica final de cinco sets en Melbourne Park.

Nadal se impuso por 7-5, 3-6, 7-6 (7-3), 3-6 y 6-2 en el estadio principal Rod Laver Arena y dejó truncas las esperanzas de Federer de igualar el récord del estadounidense Pete Sampras de 14 coronas logradas en torneos mayores.

El mallorquín celebró su quinta victoria consecutiva ante el maestro suizo, incluyendo las finales del Abierto de Francia y de Wimbledon del año pasado, y ganó su sexto título en un certamen grande. Ahora sólo necesita triunfar en el Abierto de Estados Unidos para completar su colección.

Además, Nadal obtuvo un cheque por 1,28 millones de dólares y dejó a Federer envuelto en lágrimas.

“Dios, esto me está matando”, dijo el suizo llorando en la ceremonia de entrega de premios.

“Rafa, felicitaciones, jugaste increíble, te lo mereces hombre. Jugaste otra final fantástica”, agregó Federer, de 27 años, con la voz entrecortada.

El español ofreció palabras de consuelo a su gran rival deportivo, luego de que la única persona que ganó en dos ocasiones los cuatro certámenes del Grand Slam en una misma temporada le entregara la copa.

“Para mí, recibir este trofeo de manos de Rod Laver es un sueño (…) Fueron dos semanas increíbles para mí”, comentó Nadal, de 22 años.

“Roger, lo lamento por hoy. Realmente sé cómo te siente justo ahora. Es realmente duro, (pero) recuerda que tu eres un gran campeón, uno de los mejores de la historia, y lo has demostrado”, agregó.

SIN MUESTRAS DE FATIGA

La final del domingo colmó ampliamente las expectativas, ya que los dos mejores jugadores de su generación batallaron durante casi cuatro horas y media en un clásico enfrentamiento repleto de golpes mágicos e intenso drama.

Con el encuentro igualado en dos sets para cada uno, Nadal asestó a Federer un golpe decisivo en el cuarto game del quinto parcial, al quebrar el saque de su rival, cuando el suizo dejó un revés en la red.

El “Matador” español aplicó luego la estocada final, en el octavo juego del quinto set, cuando volvió a quedarse con el servicio de Federer, para conseguir otra victoria memorable y la primera del 2009 para él.

Sin mostrar síntomas de fatiga pese a su maratónica victoria del viernes frente a su compatriota Fernando Verdasco en las semifinales, en un encuentro de cinco horas y 14 minutos de duración, Nadal empezó el partido a pura potencia y lo terminó con la energía que lo caracteriza.

El mallorquín quebró el saque de Federer en el primer game y si bien perdió en dos ocasiones su servicio, logró quedarse con el set inicial en 58 minutos, cuando el suizo falló dos golpes de revés.

Nadal fue nuevamente el primero en quebrar en el segundo parcial, aunque luego el tres veces campeón del Abierto de Australia se recuperó y ganó los siguientes cuatro games, para igualar el partido.

%d bloggers like this: